La guerra biológica contra Cuba

Cuba Contra Cuba Historia Contrarrevolución

La pupila asombrada.- El dengue hemorrágico y su introducción en Cuba por la CIA.

Ciencia cubana vs Bioterrorismo

Martha Pon – Capitán San Luis

El futuro de nuestra Patria tiene que ser, necesariamente, un futuro de hombres de ciencia, de hombres de pensamiento. Fidel Castro

Cuba es ejemplo ante el mundo por los importantes logros en la ciencia y por la colaboración internacional en las diferentes ramas de la salud. Hombres y mujeres que trabajan en los órganos científicos del país y fuera de estos, se esfuerzan diariamente por salvar al género humano de las consecuencias de la llamada “ciencia sin conciencia”, como formulara Rabelais en el siglo XVI. Y es que nuestro pueblo ha sido objetivo de ataques bioterroristas durante los ya 60 años de Revolución. En un estudio realizado en Estados Unidos sobre los aspectos del desarme de la guerra química, biológica y radiológica, se menciona una lista de patologías contra personas, animales y plantas como armas para la guerra biológica y se reconoce el uso de estos medios como muy “efectivos” para acciones encubiertas.

La Editorial Capitán San Luis publicó en el 2008 el libro La guerra biológica contra Cuba, de Ariel Alonso Pérez donde aparecen las historias de esa guerra biológica a la que hemos sido sometidos.

Confesiones de un ex oficial de la CIA sobre las agresiones de bioterrorismo contra Cuba

En agosto de 1983, un ex oficial de la CIA reveló en visita no oficial a Cuba elementos muy interesantes sobre las acciones de bioterrorismo contra nuestro país, así como algunos de sus aspectos metodológicos. Asimismo mencionó hechos relacionados con algunos casos detectados, explicando lo siguiente:

Que conoció sobre la introducción del dengue en Cuba y los preparativos de un dispositivo de enmascaramiento —simulando un bombillo— para entrar, de forma ilegal, parte del material biológico a través del Aeropuerto Internacional José Martí. Justamente a menos de dos kilómetros de ese lugar se produjo el foco inicial en Ciudad de La Habana.

Que una colega le había manifestado que se estaba preparando una acción encubierta contra Cuba, relacionada con el uso biológico, que traería serias afectaciones a la población cubana.

Esta fuente le había dado los nombres de varias personas que participarían en la acción y le habría dicho que el grupo era de unas 10 ó 20 personas, la mayoría médicos y especialistas. Que una parte de los encargados de introducir el material en Cuba lo harían, probablemente, a través de Canadá —como turistas y con pasaporte falso—.

En 1980, en conversación con otra doctora que participó en la acción, ella le había manifestado: “Ahora nosotros tenemos el poder y el control sobre ellos —los cubanos— de la forma que queramos y no pasará mucho tiempo para que tengamos pruebas de lo que nuestros amigos hicieron en Cuba”.

Sobre la fiebre porcina africana manifestó que —aunque no conocía los detalles de la acción— sabe que la CIA tuvo que ver con eso y conoció de un experimento que se efectuó en el propio territorio de Estados Unidos de América, donde se inoculó a un grupo de cerdos, para ver el comportamiento de la cepa.

Sobre los aspectos metodológicos y las normativas para la utilización de los medios biológicos, dio a conocer que:

•       Los oficiales que trabajan contra Cuba hacen la propuesta tomando en cuenta la información que tienen, y la afectación político-económica que produciría esa acción.

•       Se utiliza como manto o fachada para las investigaciones sobre esas enfermedades a las Fuerzas Armadas de Estados Unidos de América, tratando siempre de realizar los experimentos en condiciones similares a las de nuestro país, para conocer cómo se comportaría y se propagaría, así como otros detalles.

•       A tal efecto, la CIA y las Fuerzas Armadas cuentan con casi todas las cepas de las más disímiles enfermedades, dado que la CIA tiene estrechas relaciones con las principales instituciones científicas del gobierno estadounidense.

•       La introducción se realiza a través de personas —o agentes— de alta confianza, a quienes no se les da una clara definición de la actividad que van a realizar. Deben enmascararse para que no aparezcan como estadounidenses ni que proceden de ese país. Utilizan mucho los viajes desde Canadá y la aviación.

•       Se garantiza, además, que estas personas no tengan ningún contacto con las representaciones diplomáticas, en este caso la SINA (Sección de Intereses estadounidense en Cuba).

•       Significó que el aspecto económico se considera mucho, que la acción debe causar grandes pérdidas, y las consecuencias, crear problemas políticos o tener una repercusión en este sentido.

Publica Gobierno cubano informe sobre la trata de personas en 2021

Cuba Emigración Política

Cubadebate.- Cuba denunció este viernes que el incumplimiento de los acuerdos migratorios por Estados Unidos y el estímulo a la migración ilegal coloca a las familias en situación vulnerabilidad a la trata de personas en terceros países.


Así se explicó en un informe sobre el tema publicado en el portal web del Ministerio de Relaciones Exteriores, donde se ratificó que La Habana mantuvo su política de “Tolerancia Cero” respecto a cualquier modalidad de trata de personas en 2021.

Informe Nacional de Cuba sobre la Trata de Personas 2021

El documento puntualizó que en el periodo se realizaron varios intercambios con el gobierno y sectores de la sociedad estadounidense para abordar el trabajo de las brigadas médicas cubanas, particularmente en medio de la pandemia de la Covid-19 y la política de descrédito lanzada por la administración del país norteño.

El documento divulgó que en la etapa se juzgaron 10 casos por delitos con rasgos típicos de trata de personaslo cual denota la baja incidencia de este delito en el territorio nacional.

Según la información el accionar delictivo se concentró en la captación de jóvenes, principalmente del sexo femenino por parte de empresarios extranjeros y cubanos, para brindar servicios de bares y centros nocturnos en Turquía, Chipre, Egipto, Emiratos Árabes Unidos, Japón, China, Rusia, México y Nicaragua.

Añade que persiste la incidencia en Cuba de extranjeros que interactúan con jóvenes a cambio de dádivas y recargas telefónicas, así como la promoción y venta online de videos e imágenes con contenido sexual, cuyo pago se materializa mediante transferencias bancarias desde el exterior e interior del país.

En 2021 se extendió por un año adicional la implementación del Plan de Acción Nacional para la Prevención y Enfrentamiento de la Trata de Personas y la Protección a las Víctimas y se comenzó a elaborar el nuevo Plan de Acción Nacional para el período 2022-2024.

Agrega el documento que continuaron las acciones de cooperación y el intercambio oportuno de información con las organizaciones internacionales, la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol), el sistema de las Naciones Unidas y los organismos homólogos de países de la región y europeos.

De igual forma, se mantuvo la atención especializada a las víctimas de trata, así como a aquellas personas que se encuentran en situaciones de mayor vulnerabilidad.

Como resultado de las acciones de enfrentamiento se identificaron 10 víctimas, todas ellas niñas y las sanciones penales para los victimarios oscilaron en el rango de cinco a 20 años de privación de libertad.

El informe reseña las principales actividades de los organismos de la administración central del Estado implicados en el tema, entre ellos Ministerio de Justicia, Interior, Relaciones Exteriores, Educación, Salud Pública y Trabajo y Seguridad Social, entre otros.

Como potencialidades de la mayor de las Antillas, el texto señala la existencia de planes de acción para la prevención y enfrentamiento en cada organismo en los que se privilegia la prevención, la cooperación, la atención a las víctimas y la capacitación de funcionarios y público en general, para elevar la percepción del riesgo.

Cuba cuenta con diversos instrumentos jurídicos para prevenir y enfrentar la trata de personas y conductas asociadas a esta como el proxenetismo, la pornografía y prostitución infantil, en coherencia con el espíritu de la Convención de Palermo, sus Protocolos y otros instrumentos internacionales de los que la isla caribeña es signataria.

(Con información de Prensa Latina)

Archivo.cu: El escenario migratorio entre Cuba y EEUU desde 1959 hasta la actualidad (+ Video)

Por: Gisela Soto Navarro

En este artículo: CubaIlegalidadesLey de Ajuste CubanoMigración

Migración irregular desde Cuba hacia Estados Unidos. Foto: AP.

Durante seis décadas, Estados Unidos ha utilizado la política migratoria como un instrumento de hostilidad hacia Cuba. Tras el triunfo de la Revolución, los sucesivos gobiernos de la nación norteña han manejado, convenientemente, este tema acorde a las diferentes etapas de su relación con la isla caribeña.

Un elemento clave que se ha mantenido desde el año 1959 hasta la actualidad ayuda a entender la politización en torno a este proceso: “el mismo país donde está el principal asentamiento de la emigración de otro país se convierte además en el principal antagónico de su proyecto de nación”.

Así refirió el doctor en Ciencias, Antonio Aja, director del Centro de Estudios Demográficos de la Universidad de La Habana, en entrevista al programa Archivo.cu de Cubavisión Internacional.

Desde la década de 1960, esta política migratoria de Estados Unidos ha tenido como soporte legal la Ley de Ajuste CubanoLa norma jurídica, única de su tipo en el mundo, constituye un incentivo al éxodo irregular, desordenado e inseguro al brindarle una certeza fundada a los cubanos de que pueden llegar a ese territorio sin importar la vía y regularizar su status.

En contraste con este estímulo permanente, el profesor Antonio Aja llama la atención sobre otro aspecto esencial: “Cuba es prácticamente el único país hasta hoy en el mundo que tiene una relación migratoria con Estados Unidos que traza acuerdos migratorios”.

Sin embargo, en diferentes ocasiones los gobiernos norteamericanos han creado obstáculos para el cumplimiento de las obligaciones asumidas. Por ejemplo, el otorgamiento de las 20 000 visas anuales acordadas para los ciudadanos cubanos que deseen emigrar a ese territorio. ¿Cómo entender, entonces, la existencia de acuerdos migratorios junto con la implementación a su vez de políticas que incentivan estos flujos irregulares?

Para Antonio Aja la respuesta es clara: “el objetivo de una administración demócrata o republicana en Estados Unidos desde el triunfo de la Revolución cubana siempre ha sido el mismo y va a ser el mismo: cambiar el escenario de la Revolución y desaparecerla por diferentes vías y métodos, no muy diferentes unas y otras, pero ese es el objetivo. Y eso hace que el tema migratorio sea un tema funcional a esa política y que se utilice de una manera u otra”.

En este capítulo de Archivo.cu, los invitados analizan el escenario migratorio entre Cuba y Estados Unidos desde 1959 hasta la actualidad.

En video, nuevo capítulo de Archivo.cu