Países caribeños podrían frustrar la reelección de Luis Almagro como secretario de la OEA

Una manifestante de CODEPINK irrumpe en una sesión de la OEA para denunciar golpe de Estado contra Venezuela (Foto: AFP)

Mision Verdad

En 2020 el actual secretario general de la OEA, Luis Almagro, planea reelegirse. Para ello deberá contar con una mayoría simple de 18 votos, un logro que parece cuesta arriba a medida que aumenta el descontento hacia su figura debido al manejo injerencista que ha mantenido sobre la situación venezolana.

Sobre esto escribó Álvaro Verzi Rangel para el portal Nodal. Según el analista, Estados Unidos presiona abiertamente para alcanzar la reelección de Almagro, a tal punto que «Estados Unidos propuso adelantar las elecciones por miedo a que Almagro perdiera los votos (que dice tener asegurados) de Canadá, Guatemala y Argentina, si cambian sus gobiernos tras las elecciones de este año. Y por ende será designado en la Asamblea General, el foro político más importante de la organización de 34 países, en el primer semestre del año próximo».

Refiere Rangel que, «para ser reelegido, Almagro necesita mayoría simple, es decir 18 votos, una cifra no muy fácil de lograr, habida cuenta del malestar de varios países con el autoritarismo, la verborragia disociadora, parcialidad. Cuando en diciembre anunció su candidatura, dijo que ya contaba con el respaldo de Estados Unidos y Colombia, pero nada garantiza que logre la cantidad de apoyos necesarios, pese a las presiones que pueda hacer Washington».

Por último, parece ser el bloque caribeño el que decidirá quién estará al frente de la organización en los próximos años. Según Rangel, «la Comunidad del Caribe (Caricom), descontenta con la gestión de Almagro sobre la crisis venezolana, piensa presentar un candidato que tenga en cuenta sus intereses: les preocupa mucho más el cambio climático que pelearse con Venezuela. Ronald Sanders, embajador ante la OEA de Antigua y Barbuda, rechazó su postulación, solicitada por varios primeros ministros caribeños».

Remata Rangel afirmando que, «de no lograr colocar a un caribeño, estarían dispuestos a respaldar -según el primer ministro de Antigua y Barbuda, Gaston Browne- a la actual presidenta de la Asamblea General de Naciones Unidas, la ecuatoriana María Fernanda Espinosa. Otra nominación que analizan los caribeños es la de Liz Thompson, representante de Barbados en la ONU, quien fuera asesora en temas de energía sostenible del anterior secretario general de la organización, Ban Ki-moon».

Aunque Venezuela ya no forma parte de este organismo, sigue siendo estratégico en el conflicto político venezolano, tras ser convertido en un portaaviones para la injerencia estadounidense en el país.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s