¿Quién daña a la Revolución? (Parte I).

Revolución es no mentir jamás ni violar principios éticos. Fidel Castro

¡Qué profundidad!

El que intenta ridiculizar a otro, casi siempre sale haciendo su propio ridículo. Javier Gómez Sánchez hace una apreciación perteneciente por completo al ámbito de la subjetividad humana en los contactos e intercambios personales: la simpatía o antipatía que provoca el lenguaje gestual o extra verbal de la persona con la cual interactuamos.

Incluso existen muchos testimonios de no cubanos, atendidos por médicos cubanos, que elogian ese gesto del galeno isleño, ausente, o que echan menos, dicen ellos mismos, en los médicos de sus países, que califican de fríos, distantes, impersonales, y que raramente entran en contacto piel a piel

Post en el blog de Cartas desde Cuba ridiculizando a Javier Gómez Sánchez

Post en el blog de Cartas desde Cuba ridiculizando a Javier Gómez Sánchez

Pues Javier Gómez Sánchez simplemente, en un testimonio sincero, quizás ingenuo porque no pensó en la orfandad argumental y la indigencia ciberchancletera que se aprovecharía de ello, cuenta que ese gesto de la calidez humana le produjo una impresión agradable en una persona, y no en otra. La siguiente imagen nos permite disfrutar de la alta calidad metafórica y el alto vuelo del ejercicio del criterio de los que se duelen tanto de que nuestra prensa no imite su amarillismo.

comment-paquito

Comentario de un forista en el blog Paquito el de Cuba donde se circula la imagen de Javier Gómez Sánchez

Casi todo ser humano ha pasado por la experiencia que narra Javier. El lenguaje gestual nos acerca o no aleja de las personas, al menos como primera reacción.

Alguien dijo que al conocer a Javier, este “no le cayó bien”, como una evaluación retrospectiva del testimonio de Javier. Pero no ironizó al respecto. Pues bien: hay quien, nada menos que uno que creo que se dice académico, llamado Arturo Lopez-Levy, tratando de ridiculizar ese testimonio, “teoriza” con ironía llamándolo “una nueva etapa en el pensamiento político” y opina, como lo más éticamente normal, que alguien debió aconsejarle su eliminación, proponiendo, en un gesto de cálculo insincero su eliminación, con lo cual retrata claramente y de cuerpo entero, cómo actúa cierta prensa y ciertos intelectuales. Opina este intelectual académico que esa “teoría”, que se debió eliminar hipócritamente, es fruto de la falta de argumentos.

arturo

Comentario de Arturo López Levy en el perfil de Harold Cárdenas en Facebook

Yo lo creo muy al revés: desde varias plataformas enemigas de Cuba tratan de ridiculizar las palabras de Javier, en evidente falta de argumentos para responder a todos los suyos, y a su testimonio,  haciendo uso  de criterios  pedestres, interesados y éticamente ruines al convertir una evaluación estrictamente personal en un supuesto argumento “teórico” y político. Y después se duelen de ataques personales. Qué profundidad, y qué oportunismo. Pero nos ayuda a deslindar y  despejar dudas…

Por Carlos Luque Zayas Bazán

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s